martes, 26 de abril de 2011

Más sobre FODA y estrategias (I)

El tema de las estrategias, sigue acaparando la atención de muchos.

A raíz de la reproducción por Manuel Gross de uno de mis artículos al respecto: La matriz FODA como fuente de estrategias (publicado antes online en Chocolate y extraido y adaptado de uno de mis libros) muchos lectores me consultan sobre el tema.

Una estudiante de maestría, me pidió ayuda reciente y tal vez estos apuntes sean de interés para otros con similares inquietudes:

Las estrategias no se reducen a convertir amenazas en oportunidades, ni las debilidades en fortalezas. Además, no en todos los casos ello es posible ni necesario.

Por suerte, las estrategias son de distinto tipo, muy variadas.

Sugiero leer uno de los artículos que he publicado al respecto: Estrategias y creatividad

Como es conocido, de la matriz FODA (o DAFO), combinando debilidades, fortalezas, amenazas y oportunidades, podemos elaborar distintos tipos de estrategias: de mantenimiento, supervivencia, defensivas, ofensivas, de adaptación, reactivas (parciales y globales).

Son necesarias estrategias de mantenimiento para conservar las fortalezas que ya tenemos y no perderlas o debilitarlas. Es el caso de cuando tenemos personas muy talentosas en nuestro equipo y terminan yéndose a otro lado pues se hartan de nosostros.

Las estrategias de superviviencia nos ayudan a sobrevivir hasta en las crisis. Muchas organizaciones desaparecen por no contar con tales estrategias.

Las estrategias defensivas nos posibilitan no perder o mermar en aquello que ya somos fuertes. Nuestros competidores pudieran tratar de restarnos prestigio, valiéndose del engaño y debemos prever y poner en práctica las acciones para contrarrestar eso.

La carencia de estrategias ofensivas es muy típica de esos que no saben aprovechar las oportunidades, ni sus puntos fuertes. Se desperdicia talento, se pierden posibles alianzas ventajosas, no se toman buenas decisiones, ni a tiempo...

Las condiciones pueden ser distintas, pero no por ello ha de ser imposible avanzar. Hay que saber definir qué cambios realizar, cuándo, saber esperar, no precipitarnos, ni desanimarnos, valorar hasta los pequeños o casi imperceptibles pasos de avance, retroceder temporalmente para luego avanzar con mayor impulso... en fin, concebir estrategias de adaptación, para que no nos suceda como a los dinosaurios...

Las estrategias reactivas parciales nos ayudan a definir prioridades, a enfocarnos en aquello que nos perjudica (o beneficia) más.

Cuando definimos y ponemos en práctica un conjunto de acciones a partir de lo que hoy son nuestras debilidades como individuo o empresa, con vistas a reducirlas pasamos al ámbito de las estrategias reactivas globales. No sólo que sean menos, sino de menor impacto y hasta transformar gradualmente algunos de esos aspectos en fortalezas, por ejemplo, mediante la capacitación.

(Artículo en elaboración. Continuará)

Ver:

Más sobre FODA y estrategias (2). Matriz DAFO o FODA futurista

Más sobre FODA y estrategias (3): Tus debilidades y mis fortalezas

No hay comentarios:

Datos personales

Mi foto
Fundador, Propietario y Presidente de Ojeda Multiservices Corporation (OMC), Rector de la UVI, Master en Educación Avanzada y excatedrático de la Universidad Pedagógica de La Habana "Enrique José Varona". Licenciado en Educación (equivalencia de Bachelor in Sciences of Education in USA). Especialista en Pedagogía, Psicología, Creatividad, Dirección turística, Opinión Pública y Medios de Comunicación.
Se ha producido un error en este gadget.
Se ha producido un error en este gadget.